Encuesta

¿Sabe usted lo que es una calificación de crédito?

Si
No

futuro
English

¿Volver a estudiar después de los 50?

por Kayla Sedbrook

En medio de un sombrío mercado laboral que impulsa a los trabajadores mayores de 50 años a retomar los estudios superiores este otoño, muchos se preguntan si la inversión de tiempo y dinero vale la pena.  Es posible, pero no es una apuesta tan segura como en el caso de los estudiantes más jóvenes que van a la universidad por primera vez (AOL, 4 de Agosto).

La turbulenta economía actual afecta de manera desproporcionada a los trabajadores de mayor edad. La Agencia de Estadísticas Laborales, una agencia estadounidense responsable de medir la actividad del mercado laboral, informa que más de la mitad de los trabajadores desempleados a partir de los 55 años han estado sin trabajo durante seis meses o más, en comparación con un 40% de trabajadores  menores de 55 años.

Y entre los que conservan su empleo, los adultos mayores se preparan para permanecer en la fuerza laboral más tiempo que el anticipado. Según el  Instituto de Investigación de los Beneficios de los Empleados, 36% de trabajadores afirmaron durante el 2011 que esperan poder continuar trabajando después de los 65 años-versus 20% en el 2001.

Independientemente de que tengan o no empleo o de que regresen al mercado laboral después de haberse jubilado, los adultos mayores vuelven a estudiar para competir por las cada vez más escasas oportunidades laborales. El Centro Nacional de Estadísticas sobre la Educación informó que el número de estudiantes de entre 50 y 64 años aumentó un 17% entre el otoño de 2007 y el otoño de 2009. Para satisfacer esta demanda,   la oferta de programas universitarios dirigidos a adultos mayores es cada vez mayor.

Antes de abocarse a la tarea, evalúe si obtener otro título vale la pena. Realice un análisis costo beneficio y calcule cuánto dinero tendrá que pedir prestado para pagar el curso, sin olvidar incluir el costo de libros, vivienda y viáticos, así como también el sueldo inicial aproximado de los trabajadores en el área profesional en la que usted desea incursionar y la cantidad de años que tiene pensado trabajar. No le conviene invertir dinero en una educación que no le rendirá económicamente en el largo plazo.

Compare su sueldo anual previsto con el pago anual previsto de su deuda. Si piensa que trabajará durante 10 a 15 años, amortizar los costos será más fácil que si pensara trabajar durante menos años. Lo que normalmente se aconseja a los jóvenes es no tomar prestada una suma de dinero que exceda el sueldo inicial que prevén recibir con su nuevo título (SmartMoney, 28 de Julio). Esta lógica tiene desde luego menos sentido para los estudiantes y trabajadores de mayor edad debido a que los mismos trabajarán por un período de tiempo más corto.

Así su intención sea retomar los estudios para cambiar de profesión o para obtener una ventaja en el competitivo mercado laboral , explore:

Programas para estudiantes mayores en universidades técnicas y locales

El programa "Plus 50 Initiative" para adultos mayores se encuentra disponible en la mayoría de las universidades técnicas. Consulte también en las universidades que ofrecen carreras de cuatro años con una licenciatura, cursos y oportunidades de educación continua para los que deciden volver a estudiar.

Cursos de especialización

Un curso de especialización le dará mayor destaque a su CV. Los cursos de especialización cuestan menos, son más eficientes y tienen una orientación más profesional que las licenciaturas o las maestrías.

Clases adicionales para perfeccionarse en su empleo actual o para preparase para uno nuevo

Asegúrese de elegir clases que sean satisfactorias para usted y a la vez valiosas para los empleadores. Puede hablar con personas que trabajen en el área en la que quiere incursionar para averiguar si las clases adicionales serían beneficiosas para usted o simplemente un gasto extra.

Presenciar clases en forma gratuita

Llame a las universidades locales para averiguar si lo permiten. Generalmente no tienen inconveniente cuando hay espacio disponible. Rose de Austin, Texas, decidió ponerse en contacto con la universidad local para consultar si podía presenciar algunas clases sobre gerenciamiento de proyectos. Aunque todavía no tenía un título, muchos empleadores se sorprendieron de su ingeniosa idea para venderse mejor en el mercado. Gracias a esto, pudo encontrar un trabajo nuevo sin la necesidad de gastar miles de dólares en clases.

Ayuda económica para estudios por parte de su empleador

Si usted se encuentra trabajando, averigüe si su empleador ofrece  ayuda económica para estudios. No sea tímido-el Departamento de Tesorería de los Estados Unidos (IRS) otorga beneficios impositivos a aquellas compañías que ayudan a sus empleados a solventar los cursos de nivel universitario.

Becas, créditos fiscales y deducciones por matriculas y gastos relacionados

El Departamento de Tesorería de los Estados Unidos, la agencia de recaudación fiscal de los Estados Unidos, y fastweb.com, un servicio online gratuito de buscadores de becas, brindan orientación acerca de cómo ahorrar dinero a la hora de volver a estudiar.

Dinero no utilizado del plan 529 de un hijo

Un plan 529 es una inversión con beneficios impositivos para que las familias puedan ahorrar para pagar los costos universitarios en el futuro. Muchos padres utilizan los planes 529 para ahorrar dinero para que sus hijos puedan ir a la universidad. Sin embargo, también puede utilizarlo para su propia educación. Algunos estados incluso le permiten tener su propio plan 529.

Publicado 12-12-2011

 

Compártelo

Tu dirección electrónica

La dirección electrónica de ellos

Comentarios

Página

Cerrar

Envíanos Tus Comentarios

Tu Nombre

Correo Electrónico

Comentarios

¿Quieres que un representante de la credit union se ponga en contacto contigo?
Si No
Si tiene alguna pregunta sobre su cuenta o una transacción, por favor póngase en contacto con su credit union por teléfono en vez de usar esta forma.

Cerrar

RSS Compártelo Contáctanos